lunes, 15 de diciembre de 2014

Middlesex (Jeffrey Eugenides)

Middlesex (Jeffrey Eugenides)
Anagrama. Colección compactos
680 páginas

Middlesex me ha gustado mucho. Para empezar cuenta las cosas desde el principio, cualquiera ha especulado alguna vez sobre de dónde viene, no en su vertiente más metafísica (que también) sino en la más genealógica. Si mi familia fuese un tronco, uno de sus gajos iría hacía una rama muy densa y el otro tendría bastantes más claros, como una Mendel con sus guisantes andaría formando filas de pelotitas verdes pero en este juego me perdería. Mirándome en el espejo, algo desalentada le preguntaría que a dónde quiero llegar, con toda probabilidad contestaría que el final lo tengo delante. Por eso me encanta Middlsex, esta historia se resume en Cal. 

"Si a veces me pongo homérico, lo siento. También es algo genético"

Cal Stephanides tiene que nacer y lo hace dos veces, en el primer capítulo nos aclara su llegada al mundo como una niña (Calliope) y su transformación en un chico (Cal). Hasta ahí era lo que esperaba encontrar en la novela y fue después cuando me sorprendió por su trayectoria. 

Se trata de la historia de Cal pero también de su abuelos, padres y de la actualidad con sus cuarenta y un años. Esto nos permite varias cosas: conocer aspectos históricos de los conflictos de Grecia Turquía, acompañar en un proceso migratorio hacía América, cabecear para salir adelante mientras se producen unas cuántas revueltas en el Medio Oeste americano y bucear entre parentescos y genes recesivos. 

Diría que Cal intenta explicar(se) pero también redimir decisiones, atenuar el impacto y darse la libertad de seguir viviendo y seamos románticos, pongamos que se encuentra a una chica con bicicleta y mientras cenan y se van de fin de semana cada vez tiene más certeza de que debe expresar quien es

Todos los personajes viven a través de la narración de Cal para situarnos no solo en su idiosincrasia, sino también en sus motivaciones, silencios, costumbres y cultura. Quizás por ese contexto algo convulso se puede enmarcar el origen y las consecuencias que generación tras generación terminan por tocar a nuestro protagonista. 

El estilo de Eugenides es ágil aunque a veces se exceda en meticuloso, leemos sin grandes detenciones. La omnisciencia en la narración debemos tomarla como muy literaria (no recuerdo el orden de mi primera inhalación de oxígeno, si primero hubo un cachete y luego me arroparon o viceversa) pero de eso también se ríe el autor porque otra característica es introducir cuñas de comedia. 

"Todo drama griego necesita un deux ex machina" 

Podemos concluir que Middlesex tiene como base fundamental la identidad, no solo sexual, sino social, cultural e incluso transnacional. La revisión de este proceso en manos de Eugenides adquiere un tinte épico, incluso mitológico y enraizado en los orígenes y al igual que los genes mutan, las costumbres se alteran. Con dualidades entre lugares (Turquía-Grecia, Grecia-América), conflictos raciales (blanco-negro) para finalmente llegar a la cuestión del sexo ¿hombre o mujer?. 

Es la última parte la más rica en emociones, la adolescencia, donde nos sentimos más próximos al narrador y a su situación, el primer amor/deseo o ese nombre tan ilustrativo que decide emplear hacía una pelirroja nos refleja el bullir hormonal pero también precipita el saber de sí.  

Pese a los paralelismos que se hacen con lecturas más sesudas no puedo evitar pensar en el patito feo porque hasta no darse cuenta de su procedencia Cal no puede echar a volar, algo tan simple pero tan complejo. 

Y este párrafo:

Me gustaría tener a mi disposición emociones híbridas, complejas, construcciones germánicas encadenadas, como "la felicidad presente en la desgracia". O esta otra: "la decepción de acostarse con las propias fantasías". Me gustaría mostrar la relación entre "el presentimiento de la muerte suscitado por los ancianos de la familia" y "el odio por los espejos que se inicia en la madurez" [...] Nunca he encontrado palabras adecuadas para describir mi propia vida, y ahora que ya he entrado en mi historia es cuando más las necesito. Ya no me puedo quedar sentado a ver lo que pasa.
Jeffrey Eugenides (Middlesex)

37 comentarios:

  1. La leí hace muchos años y también la disfruté. Yo creo que es una de esas novelas a la que sacar sustancia.

    ResponderEliminar
  2. No conocía el libro pero tiene buena pinta, el planteamiento parece interesante y los lugares por los que transcurre me resultan atractivos
    Besos

    ResponderEliminar
  3. Parece muy interesante, pero extensa. No la terminaría en varios meses. La apunto para un futuro. Besos.

    ResponderEliminar
  4. Conocía el título pero no sabía de que trataba. Me parece interesante así que no lo descarto para un futuro, de momento tendrá que esperar.

    Un besote.

    ResponderEliminar
  5. Tengo muchas ganas de leer algo de este autor pero creo que empezaré con Las vírgenes suicidas aunque este también me apetece. Me alegro que te haya gustado! un beso!

    ResponderEliminar
  6. ¡Hola!
    Llevo tiempo con ganas de leerlo, pero antes quería leer Las vírgenes suicidas del autor. A ver si en el 2015 me animo con él y a ver que tal la experiencia.
    Un beso

    ResponderEliminar
  7. No conocía esta novela del autor. Una propuesta muy interesante. Espero disfrutarla igual que tú.
    Besos

    ResponderEliminar
  8. No me importaría leerlo pero tengo aún Las vírgenes suicidas pendiente!
    Un beso!

    ResponderEliminar
  9. No la conocía y la verdad es que parece muy interesante, apuntado queda,besotes

    ResponderEliminar
  10. Pues ahora que te leo, pienso que en realidad la identidad de un individuo (no solo la sexual) tiene una relación directa, intrínseca e enseparable, de su entorno social, cultural y económico. Creo que es inevitable. Por otro lado, me da un poquito de reparo este autor, por lo que tú dices, por esa meticulosidad que no sé por dónde me va a salir. Bss

    ResponderEliminar
  11. De este autor sólo he leído Las vírgenes suicidas y me agobió un poco. Quizá le de otra oportunidad y me anime con éste.
    Besos!

    ResponderEliminar
  12. No sé, no sé, ya me has hecho dudar. ¡No se dan cachetes a los niños, no es verdad, ya no se hace así...! Aparte, lo de la historia Grecia,Turquía y revueltas americanas varias no me anima mucho. Pero me gusta lo que dices del final. No sé qué haré, aunque cierta lectora perjudicó mucho a este libro. Vale, ya paro.
    Besotes de nieta que se está jugando un cachete, jaja.

    ResponderEliminar
  13. Hola hermosa!!

    Esas casi 700 páginas me han dado mucho, mucho miedo, jaja. Y no por ser una obra extensa, que lo es, pero no es por eso, no. Pero mucho me tiene que llamar el libro para que me lance sin pereza y sin miedo a que se me haga eterno, jaja. Middlesex no me inspira confianza en ese sentido, jaja, así que mejor que sigamos nuestros caminos por separado ^^

    Un besote flor!!

    ResponderEliminar
  14. Me gusta lo que nos cuentas de este libro que no conocía, pero soy consciente de no estar ahora (y desde hace mucho) para este tipo de lecturas. Me la apunto aunque tendrá que esperar.
    Besos.

    ResponderEliminar
  15. No se, lo dejo en duda, pues no se si me gustaría (que dubitativa estoy hoy). Ya veremos...
    Besos!

    ResponderEliminar
  16. Meticuloso sí, pero no molesta, al menos a mí no, por eso salen tochos, quiero decir que Middlesex me gustó igual que a ti pero tengo dudas con respecto a la tercera de sus obras, La trama nupcial, hay algo que parece que no va a dejar adentrarme tanto como en las dos anteriores, es la única que me queda por leer. Middlesex, novela sobre la identidad destruyendo etiquetas. Besos y buena semana :)

    ResponderEliminar
  17. He leído opiniones de lo más variopintas sobre este libro, pero yo creo que a mí me puede gustar. Tengo pendiente probar a Jeffrey Eugenides, pero no sé si empezaré por esto o por Las vírgenes suicidas.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  18. Ya de entrada queda clara tu impresión al leer esta novela. Creo haberla visto en algún sitio pero no recuerdo dónde ni cuándo. En cualquier caso, me queda claro lo que puedo esperar de ella. Da la impresión de ser de las sesudas.... Besos

    ResponderEliminar
  19. Ahhh no calla... que me he "trabukao", la que me suena es Middlemarch jejejeje... Un beso.

    ResponderEliminar
  20. No conocía este libro, y quedo un poco indecisa; hay algunos puntos que me atraen, otros que me echan para atrás... hoy me voy un poco confusa, a ver si me aclaro y decido ;)

    Un besazo.

    ResponderEliminar
  21. Coincido con tu opinión. Es una novela preciosa. Ese momento en el que toma conciencia de su condición y se atreve a vivir es impagable.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  22. Yo creo que la parte un poco histórica, aunque no sea del todo la esencia de la novela, es un poco lo único que me desanima. Por lo demás me llama, esa mirada al origen y esa búsqueda de la identidad. Y creo que defines muy bien el estido de Eugenides. Solo he leído "Las vírgenes suicidas" (reseña en el horno, por cierto) pero es cierto que tiene ese toque de detallismo a veces. Pero al mismo tiempo, no te hace perderte, ni desconectar como lector, cosa que me gusta.

    Besotes de lunes lunero! :)

    ResponderEliminar
  23. Me alegro de que hayas disfrutado de su lectura, pero a mí no me terminó de cuajar. Es una pena porque tenía ganas de leerlo y las referencias que tenía eran muy buenas. No sé si lo leí en un momento poco adecuado, pero en algunos pasajes se me hizo demasiado extenso, aunque disfruté mucho de sus metáforas (tengo varias anotadas en mi cuaderno). Ya ves, soy una raruna, jaja.
    Besicos.

    ResponderEliminar
  24. Leí la novela ahora hace poco más de un año y me encantó. Coincido en tus apreciaciones.
    Disfruté la novela de principio a fin por estar poblada de personajes e historias interesantes, algunas de ellas me resultaron tan cercanas que me cuesta entender que lo sean, salvo si acabo aceptando que la vida viene a ser una ficción y nosotros seres de ficción.

    Es cierto que a veces resulta excesivamente preocupado por el detalle. Todo es nombrado. Las descripciones físicas de los personajes, su ropa, el escenario que lo rodea, la historia de las ciudades, etc.

    Me prometí a mi misma leer las otras dos obras suyas pero aún no he encontrado el momento.

    Un abrazo!!



    ResponderEliminar
  25. Aún no me he estrenado con este autor. Y la cosa es que he tenido alguno de sus libros en mis manos las veces que he ido a la biblio, pero siempre ha habido otros libros que lo han empujado y al final me he venido sin él. Creo recordar que éste estaba así que la próxima vez intentaré salvarlo de los empujones...
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  26. ¡Otro libro que tengo pendiente! Y el caso es que me despierta mucha curiosidad, a ver cuando puedo llegar a él.

    ResponderEliminar
  27. Maravilloso párrafo el seleccionado, aunque no tengo claro de si es una historia para mí, no ahora, lo cual agradecerá mi lista y mi época lentuna. Un besote!!

    ResponderEliminar
  28. Me lo llevo!! No creo que lo lea en breve, pero seguro que en algún momento si, me ha parecido interesante lo que cuentas. Y suelen gustarme las historias muuuy largas que dan tiempo a conocer muchos recovecos del personaje.

    Besos!

    ResponderEliminar
  29. Acabo de tener un dejá vu: me sonaba haber leído una reseña tuya sobre este libro, pero visto que se me confundió la neurona. Tengo este libro en la estantería desde hace un par de meses pero, como siempre me pasa, aquellas novelas a las que más ganas le tengo por que sé de su calidad, se quedan esperando para que se bajen las expectativas... Pero creo que 2015 será su año. No te creas que sabía demasiadas cosas del libro, pero con lo que has contado, he recuperado las ganas de leerlo cuanto antes. 1beso!

    ResponderEliminar
  30. Una completa desconocida para mí que me alegra que me hayas descubierto porque me parece una historia interesante y original. Me la llevo con mucho interés.

    Besos

    ResponderEliminar
  31. Esta es una de esas novelas que he estado a punto de comprar muchas veces y luego me ha dado un poco de miedo, más bien respeto. De momento no me atrevo con la historia, pero la tengo en mi lista por si alguna vez...
    Besos!

    ResponderEliminar
  32. Va a ser mi próxima novela de Eugenides. Le tengo unas ganas tremendas y no veo la hora de ponerme con ella. Me encanta el párrafo que has seleccionado.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  33. Traté de leer esta novela hace algunos años, pero hay algo en el tono de la narrativa de Eugenides que no me termina de calar, lo mismo me pasó con Las vírgenes suicidas y decidí dejar mis lecturas de sus libros hasta ahí :o

    Para terminar en una nota alegre, doné el libro a un programa de intercambios. Estoy segura de que otros lo disfrutarán, como veo a muchos aquí :)

    Besos.

    ResponderEliminar
  34. No hubiese reparado en el. Después de leer tu reseña, me animas... Un beso!

    ResponderEliminar
  35. "... hasta no darse cuenta de su procedencia Cal no puede echar a volar". Me ha encantado esta frase. Yo siempre he estado convencida de que no podemos tener un buen futuro si no conocemos bien nuestro pasado. Me has despertado el gusanillo por este libro. Abrazos.

    ResponderEliminar
  36. Lo tengo en casa, esperando turno. Leí en su día otro libro del autor y me encantó =)

    Besotes

    ResponderEliminar
  37. Hola, Marilú. Tengo desde hace tiempo ganas de leer este libro y la casi certeza de que estará bien, y tu entrada, como es lógico, no me las quita (más bien al contrario). Tenga usted un muy feliz año 2015. ¡Salud!

    ResponderEliminar

A comentar!! :)