miércoles, 8 de mayo de 2013

Cómo vivir con veinticuatro horas al día (Arnold Bennett)

Cómo vivir con veinticuatro horas al día (Arnold Bennett)
Editorial Melusina
107 páginas

El ser humano común, por mucho que sea el rey de la creación, un animal social, un ser pensante y todas esas zarandajas que tanto le gusta oír, finalmente es... ¡como todo ser vivo! que digo yo: Posee fecha de caducidad, se ajusta a la misma caprichosa costumbre de ser limitado como cualquier otro elemento del existir y tiene sus parámetros marcados por el fugaz elemento del  tiempo. Bien. En esa acotación a la que llamamos vida, se ha tomado por hábito fraccionar este ingrediente del tiempo haciendo uso del reloj. Un compañero que a veces no deja de ser algo más que un simple objeto, ya lo advierte Cortazar en Preámbulo a las instrucciones para dar cuerda a un reloj. 

Sería extraño encontrar a alguien, que en algún momento no se haya parado a pensar acerca de esta historia. De hecho, desde pequeños nos instan a aprovechar bien su uso y disfrute, a no andar malgastando nuestra magnífica existencia en cosas "poco relevantes". Ante semejante presión una puede llegar a sentir esa reacción, que tan popular se ha hecho, pero que de nueva no tiene nada: estrés. Para los realmente interesados en ese tema, hay muchas opciones, pero si lo que realmente quieren saber es de donde viene semejante respuesta fisiológica recomendaría ¿Por que las cebras no tienen úlcera?. Para el resto de los mortales, que andan ocupando parte de su tiempo en leer esta reseña, les diría que si realmente lo que quieren saber es algo sobre esas veinticuatro horas de reloj, no se perdieran las aportaciones de Arnold Bennett

Lo cierto es que no será una lectura con la que saldrán con una agenda planificada al milímetro, tampoco creo que después de leer a este señor las cosas se tornen más fáciles. De hecho, si realmente se apuesta por seguirle el juego, es más que probable llegar a la conclusión de que supone un esfuerzo: "Si no estás preparado para el abatimiento y el desencanto, si no soportas ver como grandes esfuerzos arrojan parvos resultados, más vale que no empiece. Túmbate de nuevo y continúa con esta siesta inquieta a la que llamas existencia" 

Seamos francos, no pensaríais de veras que administrar el tiempo iba a ser una minucia, de eso ni hablar, si apostamos por incluir el componente satisfacción vital a la ecuación tiempo; llegados a este punto, entonces y solo entonces, puede que Bennett tenga algo por mostrarles. Para ello, primero les pedirá que se planteen qué es el éxito. Que digo yo, que si no sabes a donde vas ¿cómo saber cuando has llegado?. Imprescindible para entrar en materia. Después llegaremos a una terrible conclusión: "Nunca tendremos más tiempo. Tenemos, siempre hemos tenido, todo el tiempo que hay. La intuición de esta profunda y poco conocida verdad (cuyo descubrimiento, por cierto, no me atribuyo) me ha llevado a emprender un minucioso examen de los dispendios diarios del tiempo."

Y gracias al examen de Bennett tomaremos en nuestras manos un programa de pasos, sí, suena a dieta milagro o a solución mágica, pero es totalmente en serio. Bennett tiene algo por contarnos y para ello hace uso de un humor delicioso, un desparpajo sorprendente y apelaciones directas. Un programa que admite a cualquier tipejo bienintencionado, lector, no lector, amante del arte o fugado de todo evento cultural. Porque al final, entre las pretensiones de Bennett, la meta anda en el cultivo personal, consciente, dedicado y con ese punto reflexivo que es inocuo pero efectivo. No debería olvidar mencionar que este breve libro, es un ensayo pero ¡no salga nadie en estampida! es un ensayo divertido, que se lee en nada, que te plantea cosas y cuyo beneficio garantizado incluye sonrisas, es que ¡no podía traernos mejor opción! y ahora no hablo solo de Bennett, si no de Carmen y amig@s que en conmemoración del fallecimiento de Arnold Bennett nos ofrecía esta espléndida lectura. Y lo más impresionante de todo es que tratándose del tema del tiempo, al final ¡es atemporal! 

Creo que no se hace necesario, pero aún así, por dejar constancia, diré que recomiendo su lectura. Actualmente estoy siguiendo la segunda sugerencia que nos ofrece: "es que, además de leer, pienses" Deseadme suerte :)

66 comentarios:

  1. Qué pena que esta entrada no forme parte de un cajón desastre, porque tenía la canción ideal para ella...

    También lo descubrí en el blog de Carmen, y ahora me quedo con más ganas de leerlo, aunque no aporte soluciones milagrosas para dejar de ser víctimas del reloj :-)

    Besotes socia!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. PD: he venido expresamente a ver el post porque sabía que publicabas, pero en bloglovin no me sale, imagino que será que va con retraso la actualización de mi lista o algo similar...

      Eliminar
    2. Como ya tengo la canción, no te la pido de nuevo, jajaja. Sí, casa estupendamente con la reseña :)
      Ya sabes, cuando lo rescate, te lo paso. Es un paseo ingenioso y divertido :)
      Bloglovin también se las trae... XDD
      Besos

      Eliminar
  2. Creo que este no es para mí. A pesar de tu fantástica entrada no me llama la atención.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo que no es, no es :) Gracias igualmente por leer Albanta. Besos

      Eliminar
  3. Pues qué quieres que te diga, yo no me llevo tan mal con el reloj. No llevo, es verdad, sólo consulto el móvil, ese apéndice de mi cuerpo, y aunque me da mucho coraje perder el tiempo, como si se me fuera escapando por un agujero en el bolsillo, he asumido que no puedo hacerlo todo y que debo priorizar. Lo llevo bien. Mi problema es el de pensar. Lo hago más de lo que debería. Así que creo que mi objetivo será pensar menos.

    Besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tampoco suelo usar reloj de pulsera, tengo uno, que me pongo para trabajar nada más y a veces se me olvida. Mi apéndice, también es el móvil, jajaja. Teniendo el objetivo claro, ya vamos avanzando :P ¡ánimo!
      Besotes

      Eliminar
  4. Me llama muchíiiisimo! lo apunto! ^^
    porque has dicho que a pesar de ser un ensayo es divertido =)

    Besotes!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, es divertido, por la forma en que Bennett lo enfoca y nos "habla", además en algunas partes piensas ¡está en todo! jajaja. Espeor que te guste.
      Besitos

      Eliminar
  5. A mí no me llama mucho, y con todos los pendientes que tengo, creo que de momento no lo apunto . Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los pendientes, así ando yo, intentando avanzar también :)
      Besitos

      Eliminar
  6. A pesar de la estupenda reseña que has hecho creo que no disfrutaría con este libro. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues a dejarlo pasar :) Gracias por leer de todas formas Manuela. Besos

      Eliminar
  7. No me asusta que sea un ensayo. Y el tema me interesa, ya que vivimos acelerados, y me gusta leer este tipo de historias de vez en cuando.
    Por lo que cuentas además, debe ironizar bastante con los momentos en que nos convertimos en "pollos sin cabeza" y no nos cunde nada.
    Besitos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así me gusta, mi Aran valiente, creo que te podría gustar ese humor de Bennett y sus reflexiones no digo que saques un planazo, pero divertirte te divertirás y quizás descubras algo nuevo. Lo que me he reído con los "pollos sin cabeza" XDDDD
      Besitos

      Eliminar
  8. Creo que este libro me lo voy a saltar. Estoy bastante echado a perder como para no tener recuperación.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajaja ¿tanto? ¿así? ¿de caso perdido? Pues nada, pasapalabra!
      Besos

      Eliminar
  9. Descubrí este libro hace un par de días y me llamó muchísimo la atención, tanto que tuve que buscarlo en la biblioteca y "planificar" leerlo en algún momento futuro. Nunca me había llamado la atención el autor y por eso no me apunté al homenaje de Carmen, pero creo que este libro puede ofrecer, si no una solución al cronograma diario, al menos varias reflexiones interesantes. 1beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "Planificar" leerlo en algún momento futuro, jajajaja, yo así también planifico, pero me da una agonía de pensar en lo que me queda pro delante. Tampoco había leído nada del autor :) pero este libro me ha resultado estupendo. Tendrás sonrisas u quizás alguna buena idea para tu tiempo.
      Besos

      Eliminar
  10. Qué bien que Arnold Bennett esté siendo reivindicado (aunque sea por la muerte de su aniversario) y las editoriales se atrevan a reeditar las traducciones de sus obras a nuestro idioma. Es que a parte de "Cuento de viejas", su obra más conocida, cuesta encontrarlo en ediciones actuales y bien cuidadas (atención a Impedimenta que ya tiene "Enterrado en vida" y anuncia algún título más del autor). Bueno, tanto rollo sólo para decir que me alegro que esté de moda y que es un autor super recomendable además de ingenioso y divertido. Besotes!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡No me digas! Me lo apunto Mónica, menos mal que estás en todo. También buscaré ese otro titulo, ha entrado con buen pie Arnold Bennett en mi estantería. También me alegro de haberlo descubierto, aunque sea a estas alturas. Besitos

      Eliminar
  11. No necesitas suerte porque además de leer piensas un rato y con muy buenos resultados, jeje.
    Me gusta este libro que hoy nos traes, me apetece mucho saber qué consejos nos presenta Bennett con relación al tiempo y su aprovechamiento y a sus medidas y si además me sirve para pasar un rato divertido ¡qué mejor manera de aprovecharlo!

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. :) Pienso a trompicones, no creas, jajaja.
      Pues fíjate que se me viene a la mente una entrada que publicaste hace tiempo de la lectura en el metro, ya que él también tiene algo que decir al respecto. Creo que será una lectura con esos dos ingredientes, diversión y aluna reflexión memorable.
      Besitos

      Eliminar
  12. Pues a mi me sonaba el nombre del autor y ya. Que sea ensayo no me preocupa demasiado y me ha parecido interesante (de hecho muy interesante) y voy a ver si la consigo pero necesitaré hacerle hueco y no tener mil lecturas a la vez.
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así ando yo, con libros empezados y vadeando el río de lecturas, jajaja
      Pero bueno, en este caso será un huequín y un rato al menos agradable de pensar más allá. Besitos

      Eliminar
  13. Madrina.. te confieso que he intentado huir en cuanto he visto la palabra "ensayo" pero por respeto a ti y al señor Bennett he decidido quedarme hasta el final. El título me atrae, no diré que no, pero no ando yo como para pensar mucho. Tú de eso sabes mucho y algún día me tendrás que dar clases prácticas. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué respetuosa es mi ahijada, es que vale su peso en oro. Pensar, pensar ¡lo hacemos todo el tiempo! y sobre el tiempo inclusive :) aunque pueda parecer muy serio, al final, lo que te quedas es con la diversión. Ensayo para cuando quieras practicar. Si ya piensas tú tela marinera!!
      Besitos

      Eliminar
  14. Me ha encantado tu reseña y el libro me ha intrigado muchísimo así que, sinceramente, no lo descarto. Los pasajes del ensayo que has seleccionado son geniales!!
    Un besin

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si te gustaron los pasajes, es pan comido, porque tiene más. Con chispa y divertidos, me parece que puede ser una buena oportunidad. Ya verás!
      Besos

      Eliminar
  15. A mi me gustó mucho este libro. Me pareció de una lógica aplastante, divertido y directo. Y claro no es un libro que autoayuda y no te va a ayudar a conseguir lo imposible, pero todo lo que dice es una gran verdad y no tenemos que intentar abarcar más sino lo justo y necesario.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es lo mejor, dice las cosas claramente, a veces con su toque crítico y sarcástico, pero bien dicho. Ha sido una lectura estupenda, me lo he pasado pipa con el señor Bennett. A nivel práctico, alguna conclusión he sacado y algún buen propósito, no nos salvará pero nos da ideas de la mejor manera posible, con humor.
      Un beso

      Eliminar
  16. Hola guapetona!!!

    Este no lo veo para mi, la verdad XD No sé, no me llama mucho :) Pero da gusto leerte y ver que lo has disfrutado ^^

    Un besote!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mi Freyja, que se me hace grande :)
      Pues nada, a por otro. Por cierto hoy vi unos cuantos Maxwell y me acordé de ti... no sé el porqué! :P
      Gracias guapa!
      Un beso

      Eliminar
  17. Buenas tardes :) ¡Qué buena reseña! Como le dije a Carmen en su momento, este parece un libro hecho a mi medida: pocas páginas, bonitos fragmentos y un autor al que todavía no me he acercado. Ahora sólo necesito que el tiempo no pase demasiado deprisa y si me vuelva a olvidar el título al cabo de unos pocos días. Un beso y gracias por recordarmelo,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tres premisas importantes :) Espero que el tiempo no haga de las suyas y te despiste si está entre tus buenos propósitos. Ingenioso y divertido, eso es lo más destacable.
      Besitos

      Eliminar
  18. Para la lista... ¿qué te puedo decir? Es algo que me hostiga a veces, el tiempo y qué hago con él. Me siento raro cuando lo he desperdiciado y trato de compensar, me siento realizado y feliz cuando lo he aprovechado bien. Me quedo sobre todo con las reflexiones sobre el tema, más bien con las tuyas a lo largo de la reseña que es magnífica y de salir en estampida nada. Hay que leer ensayo y soy yo el primero que se tiene que aplicar el cuento que desde Zizek no leo nada. Un auténtico gustazo de reseña. Un beso Marilú.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La pregunta sería ¿qué es tiempo desaprovechado? es tan relativo lo de perder tiempo, a veces me cuelgo en cualquier cosa, después me pasa eso de la mala conciencia, aunque creo esos estados de dispersión servirán para algo, sí prefiero creerlo... jeje.
      Este ensayo no es una panacea pero contiene un humor agudo y alguna reflexión interesante. Gracias Yossi :)
      Un beso

      Eliminar
  19. No lo conozco, pero en principio no me llama la atención. De todas formas gracias por la reseña.
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues a otras lecturas más llamativas :) gracias a ti por pasar. Besos

      Eliminar
  20. ¡Me gusta! Más que nada porque necesito días con más de 24 h :( No doy a basto!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No te dará más horas pero a lo mejor te alegra alguna :) ¡ánimo!
      Besos

      Eliminar
  21. A este autor no lo conocía hasta este año gracias a la blogosfera y este libro ya me había llamado la atención cuando lo reseñó Carmen, no descarto su lectura ya que parece interesante
    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, es interesante, se lee solo y te diviertes, muy buen aportación la de Carmen :) Seguiré indagando sobre Arnold Bennett.
      Besos

      Eliminar
  22. Este si que no me llama nada :( lo dejo pasar jeje. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues mira que de tiempo, tú debes saber mucho!!! :)
      A otras lecturas más llamativas Isabel. Besos

      Eliminar
  23. Una entrada fantástica para un libro muy curioso. Ya había leído algo respecto a él y lo guardé en la memoria, por si tengo suerte y me topo con él un día de estos. Gracias por la reseña.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es muy curioso, ágil, chispeante. La verdad que una buena aportación para darle vueltas al tema a la par que una se divierte. A ver si hay suerte :)
      Besos

      Eliminar
  24. La verdad es que no conocía el libro, pero a mi me vendría genial, porque pierdo el tiempo que es un gusto...

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja ¿y quién no lo pierde? no te dará grande soluciones, pero una buen rato sí que te aportará y quizás alguna idea. A por ello. Besos

      Eliminar
  25. He leído hace un mes de Elisa del Pino el libro Cómo aprovechar el tiempo al máximo y aún no me he recuperado del desasosiego que me generó.... no creo que caiga con otro :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Vaya con Elisa! Jajaja, a mi este me dejó con una sonrisa en los labios, muy ingenioso el señor Bennett, con eso me quedé. Besitos

      Eliminar
  26. Me ha encantado esta frase:

    "Si no estás preparado para el abatimiento y el desencanto, si no soportas ver como grandes esfuerzos arrojan parvos resultados, más vale que no empiece. Túmbate de nuevo y continúa con esta siesta inquieta a la que llamas existencia"

    Y creo que todos en muchos momentos la hemos pensado y dejado arrastrar por este pensamiento, pero... no hay nada más gratificante que saber que se ha logrado algo por méritos propios.

    Una lectura que parece interesante, no la descarto aunque se aleje mucho de mis habituales.

    Besos.

    ResponderEliminar
  27. Jo, pues me ha gustado tu reseña pero el libro no. Y sabes? creo que es la primera vez que me pasa :-P
    No se, no termino de cogerle el punto a este tipo de libros, me cuesta un montón
    Besos y un abrazo de mi cuenta corriente

    ResponderEliminar
  28. Pues no me convence mucho, eso de hacer planes y propósitos no es lo mío, es que luego no cumplo nada.
    Mucho Bennett hay por ahí suelto, lo bueno abunda!!
    Besotes de nieta desobediente.

    ResponderEliminar
  29. Pero cómo tientas!!! Ya tenía este libro por ahí apuntadito que había visto alguna reseña de él, pero ahora voy a tener que apuntarlo en letras bien grandes para que no se me pase.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  30. No sé si me convence o no madri, para serte sincera. Yo necesitaría que los días fueran más largos a veces! jajaja

    Un besito!

    ResponderEliminar
  31. Hola!!
    Pues la verdad es que no habia leído nada de este libro... me llama y no me llama la atencion... nose... jajajajaja hoy me levantado insegura... sera por el tiempo? jajaja
    de momento creo que lo dejo pasar... aunque 107 paginas no son tantas... aiiisss que dificil es esto! me lo apunto va!! jajajaja
    Besotes!!

    ResponderEliminar
  32. debo decir que esta no es una lectura que me llame la atención, aunque disfruté leerte a tí ;)

    ResponderEliminar
  33. Me encantó , ya sabes, y me alegra un montón que tú también lo disfrutases. Con Bennett te$gon ahora un par de cuentas pendirentes. Me he quedad con ganas de más...
    Besos,
    Disculpa mi ausencia, voy intentando ahora ponerme al día....

    ResponderEliminar
  34. No la conocía, pero me atrae un montón :) Yo siempre ando pensando en si estaré invirtiendo bien mi tiempo, si la felicidad está en vivir todas las experiencias del mundo o en llevar una vida tranquila y sin preocupaciones con la gente que te importa. Eso me lleva a otra cuestión (bastante más absurda) que me planteo cuando no tengo nada mejor que hacer: ¿qué prefieres, dormir toda la noche del tirón y levantarte con la sensación de que no ha pasado nada de tiempo; o entrar en un duermevela en el que te despiertas, te duermes y te vuelves a despertar, de forma que cuando por fin te levantas tienes la sensación de que ha pasado mucho tiempo desde que te acostaste?

    Pues yo no me decido... supongo que la sabiduría llega con la edad jaja xDD O podrías sacarme tú de dudas, si mal no recuerdo te tocá la perla blanca de la sabiduría :P

    Un besito

    ResponderEliminar
  35. Suerte!!!
    Me ha llamado mucho su título.... porque que levante la mano quien hoy en día no suplique más horas al caer la noche...
    la verdad es que me pica la curiosidad...
    No lo conocía, así que muchas gracias por tu reseña!
    Besos

    ResponderEliminar
  36. Hola,

    Me ha gustado tu reseña y me he quedado con ganas de más. Creo que es un buen título para añadir a la lista. Por lo que cuentas te lo has pasado bien leyéndolo y si encima te dice que pienses, creo que es una buena lectura.

    Gracias.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  37. A mí me encanta eso de leer y pensar, jajajaja!!!
    eso sí, creo que este no es mi libro...
    un abrazo fuerte!!!!!

    ResponderEliminar
  38. Cuando he leído el título del libro, he venido disparada para acá a ver lo que nos contabas, ¿por qué será?, jajaja!! Yo creo que a todos nos gustaría encontrar la panacea ideal para estirar el tiempo como si fuera de goma, de hecho, mi pregunta del millón a quienes veo conseguir cosas a las que yo no llego es: "¿Cómo te organizas?" Así es que estoy abierta a que la gente me cuente su vida para coger yo onda, de ahí que me haya interesado el libro, pero no sé yo hasta qué punto entonces conseguirá darle solución a mis males "temporales", aunque si es ameno y divertido y además se puede extraer de él alguna utilidad práctica... ya es algo :)
    Gracias por acercarnos a él.
    Besitos!!

    ResponderEliminar
  39. Tengo ganas de leer al autor, creo que este es un buen libro para comenzar =)

    Besotes

    ResponderEliminar
  40. Parto de la base de que tu reseña me ha encantado (sí, lo sé, es raro xD) y me quedo con ese consejo de intentar identificar el éxito para hallar el destino al que queremos encaminar nuestros pasos.

    Por lo demás, no me llama demasiado este libro. No sé, percibo un destello, aunque sea mínimo, de autoayuda y casi salgo corriendo. Debe de ser que lo de procrastinear, reñido con este libro, me gusta :P

    Besotes insomnes! :P

    ResponderEliminar

A comentar!! :)